Sporepedia 2
¡Bienvenido a Sporepedia 2! Si quieres empezar a compartir tus creaciones y descargar las de otros, regístrate ya.

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Golem de Barro [DoT][21]
Hoy a las 21:39 por Tadoki

» Tras pensarlo... quiero volver.
Hoy a las 21:38 por Tuti

» Premios, Smilies y Frases Célebres
Hoy a las 21:13 por Max

» ¿Dulce o Truco?
Hoy a las 21:12 por El Señor de los Dadillos

» [DoT] Lacayo Rastreador [2] - Max
Hoy a las 20:36 por Max

» Payaso Gordo [DoT][11]
Hoy a las 20:02 por Tadoki

» Taller -The Stones-
Hoy a las 19:40 por Tadoki

» La Hada que no es de los dientes [DoT][23](Hadas Madrinas xD)
Hoy a las 19:16 por Tadoki

» [Aventura] A la muerte con los piratas [♫]
Hoy a las 18:40 por Tadoki

» Golem Guardian [DoT][21] (Golem)
Hoy a las 18:38 por Tadoki

» ¡Te Reto!
Hoy a las 18:27 por Tadoki

» Spore DS - Criaturas de Zaguero
Hoy a las 18:24 por Tadoki

» [DoT] La Bruja Truja [22] - Max
Hoy a las 18:13 por Tadoki

» Rise of Cults II [Rol y Estrategia] [♫]
Hoy a las 17:35 por Tadoki

» [DoT] La Parca
Hoy a las 15:39 por Rhinestone

» [DoT] Cibria [04]
Hoy a las 12:34 por SHODAN

» Lovison [DoT 13]
Hoy a las 8:42 por lPokerFace

» La Oscuridad y los Grox [DoT] [15] (Grox)
Ayer a las 22:10 por Tadoki

» [DoT] Aracne [14]
Ayer a las 14:30 por Coldfusion

» Aracne Tirapalante [DoT] [14] (Aracne)
Ayer a las 14:01 por Tadoki

» [DoT] Mutante [20]
Ayer a las 13:19 por Coldfusion

» Bebe Mutante [DoT] [20]
Ayer a las 12:57 por ElAloch

» [DoT] Vampiro [10]
Ayer a las 12:49 por Coldfusion

» La Medusa mas Fea [DoT]--(Gorgona) [3]
Ayer a las 12:19 por Tadoki

» [DoT] El Faraon No Muerto(Momia) [16]
Ayer a las 12:17 por Tadoki

» Un Mecanismo Chapucero [DoT] [1] (Libre)
Ayer a las 11:55 por Tadoki

» [DoT] La verdad [24] [♫]
Ayer a las 11:43 por Coldfusion

» Aracne [DoT][14]
Ayer a las 10:23 por Davitroon

» [DoT] RUDY el Wendigo [17]
Ayer a las 9:35 por Alegorn

» La Bruja Zoidamei [DoT 22]
Ayer a las 9:05 por lPokerFace

» ¿Alguien tiene este mod?
Ayer a las 0:20 por Rhinestone

» me saca o no tiene animacion
Ayer a las 0:14 por Rhinestone

» Parche 1.6 rompe mi Spore
Ayer a las 0:13 por Rhinestone

» Nuevo arquetipo grox.
Dom 15 Oct - 23:40 por Rhinestone

» [DoT] Parca [5]
Dom 15 Oct - 23:24 por Coldfusion

» "Aracne" [DoT] [14]
Dom 15 Oct - 21:12 por Tuti

» Sireki [DoT] [8]
Dom 15 Oct - 20:48 por Sidimey

» [DoT] Parca. [5] - Max
Dom 15 Oct - 20:44 por Max

» Gabriela La Gorgona [DoT] [3]
Dom 15 Oct - 20:43 por Tuti

» [DoT] Rancor (Star wars) [1]
Dom 15 Oct - 18:59 por Coldfusion

» Cerberus, el guardián del otro mundo [DoT] [12]
Dom 15 Oct - 18:51 por SrGaliಠth

» [DoT] Mothman [9]
Dom 15 Oct - 18:28 por Coldfusion

» Demonio Bizarro [DoT] [2]
Dom 15 Oct - 18:13 por Tuti

» [DoT] Lobizon [13]
Dom 15 Oct - 18:08 por Coldfusion

» [DoT] Fantasmen [19]
Dom 15 Oct - 17:43 por Coldfusion

» Sirena de los abismos [DoT] [8]
Dom 15 Oct - 17:32 por ElAloch

» Motherman [DoT] [9]
Dom 15 Oct - 17:27 por Tuti

» Cerezo [DoT 12]
Dom 15 Oct - 17:06 por SrGaliಠth

» ¿Spore muerto?
Dom 15 Oct - 16:46 por technoguyx

» Lobezno [DoT] [13]
Dom 15 Oct - 16:44 por Tuti

» TEMA FLOOD
Dom 15 Oct - 16:39 por technoguyx

» [DoT] Slivan el payaso canibal. [11]
Dom 15 Oct - 15:33 por SrGaliಠth

» La Parca, el cosechador de almas. [DoT] [5]
Dom 15 Oct - 15:21 por SrGaliಠth

» Struazzln [DoT] [4]
Dom 15 Oct - 14:48 por Sidimey

» Cerbero [DoT] [12]
Dom 15 Oct - 14:32 por Tuti

» Parca [DoT] [5]
Dom 15 Oct - 14:23 por Tuti

» El experimento fallido.... [DoT] [15]
Dom 15 Oct - 14:19 por Davitroon

» Aventuras: Complejidad Infinita - 100 puntos - Tamaño Extra
Dom 15 Oct - 13:44 por Davitroon

» [DoT] Hada [23]
Dom 15 Oct - 13:12 por Crow

» Mod de asimetria
Dom 15 Oct - 12:29 por Crow

» Zombie Génesis 4 [DoT] [7]
Dom 15 Oct - 11:56 por Sidimey

» Spore Resurrection: Next Steps
Dom 15 Oct - 11:46 por Davitroon

» Gargona [DoT] [03]
Dom 15 Oct - 11:33 por Davitroon

» [DoT] Basilisco [6]
Dom 15 Oct - 11:32 por SrGaliಠth

» Lobizon [DoT] [13]
Dom 15 Oct - 10:39 por Sidimey

» Heaven Smile (Killer7) [DoT] [01]
Dom 15 Oct - 3:18 por ElAloch

» Grox Mutado [DoT] [15]
Dom 15 Oct - 1:07 por Tuti

» Ƭнε Ɓιsнσρ [DoT] [20]
Dom 15 Oct - 0:51 por Sidimey

» Jess El Payaso [DoT] [11]
Dom 15 Oct - 0:27 por Tuti

» Dr. Tornamen [DoT] [4]
Dom 15 Oct - 0:02 por Tuti

» [DoT] Infectado de Vitrexinia. [4]
Sáb 14 Oct - 23:54 por Coldfusion

» Mods de músicas para las aventuras
Sáb 14 Oct - 13:57 por Davitroon

» [DoT] Bestiario del Horror
Sáb 14 Oct - 12:55 por Rhinestone

» Dark Injection 6.01 [ahora completamente español]
Jue 12 Oct - 21:17 por Assassin25

» Mod complejidad infinita sin cosas extra y un bonus (opcional)
Jue 12 Oct - 9:43 por Yeider

» Reika (GANTZ)
Miér 11 Oct - 13:57 por ElAloch

» No tengo los Archivos Audio_1.PACKAGE & Audio_2.PACKAGE
Lun 9 Oct - 10:02 por Dororo

» Problemas con aventuras galacticas
Lun 9 Oct - 9:58 por Dororo

» Finalidad de diversos mods (si lo son)
Lun 9 Oct - 9:57 por Dororo

» ¡Ayuda! con un MOD para jugar en primera persona en aventuras
Lun 9 Oct - 9:56 por Dororo

» Presentación
Dom 8 Oct - 17:03 por Rhinestone

» Mirko O_O [Reto contra ./(??_-Charizard.|.$¬]
Dom 8 Oct - 17:01 por Rhinestone

» Mi regreso
Dom 8 Oct - 16:55 por Rhinestone

» Mi presentacion
Dom 8 Oct - 16:53 por Rhinestone

» ¿Como instalar La version 1.05 en spore?
Dom 8 Oct - 16:51 por Rhinestone

» Tengo instalado GA y CC, me podeis decir donde instalar los mod? directorio base del juego o de la exp GA?
Dom 8 Oct - 16:50 por Rhinestone

» Zearth (Bokurano)
Dom 8 Oct - 16:48 por Rhinestone

» Extensión de Chrome: Sporepedia Downloader [1.2]
Dom 8 Oct - 16:45 por Rhinestone

» Estatua de Flandre Scarlet (Touhou)
Dom 8 Oct - 15:23 por MrLukii

» Shoebill (Kemono Friends)
Dom 8 Oct - 2:46 por ElAloch

» Sobre el firmamento [Novela basada en Spore]
Dom 1 Oct - 18:24 por Fokz

» ¿Qué música están escuchando?
Sáb 30 Sep - 18:25 por ajab

» Elecciones Forísticas - Segunda Edición [+Discusión sobre la siguiente]
Jue 28 Sep - 21:14 por Sproilex

» Vehículos SARP
Jue 28 Sep - 11:39 por Crow

» Aracnido Alterado
Dom 24 Sep - 16:30 por Sane

» Regalos de Papa Juaner
Jue 21 Sep - 17:53 por Crow

» Hola, Soy nuevo
Lun 18 Sep - 19:15 por Coldfusion

» (RE-SUBIDO) Como diseñar Interiores y ahorrar complejidad en GA
Vie 15 Sep - 22:17 por Fokz

» me presento xd :v
Vie 15 Sep - 22:13 por Fokz

Temas Favoritos
Creación Aleatoria
Sondeo

¿Querés un concurso para marzo? (En abril son las Olimpiadas)

36% 36% [ 67 ]
32% 32% [ 59 ]
21% 21% [ 39 ]
10% 10% [ 19 ]

Votos Totales : 184

Hora Mundial
Octubre 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     

Calendario Calendario


Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Página 2 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿Que te pareció el incio?

29% 29% 
[ 4 ]
71% 71% 
[ 10 ]
 
Votos Totales : 14

Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Mar 14 Feb - 14:09

Recuerdo del primer mensaje :

Lost Spirit


Aquí esta más ordenado, en Fanfiction, si quieres leerlo mejor


-¿Alguna vez te has adentrado más allá de los bosques?
-No, jamás... aunque algún día podríamos intentarlo

Hyurle es el lugar dónde yo vivo, un país mágico y lleno de misterios, del cual reside una gran leyenda. Aquí, junto a mi hermana, nos empeñamos en investigar esta interesante tierra y mantener vivas las costumbres.

Ahora que estamos en tiempos de paz podemos descansar tranquilamente, aunque siempre hay que tener en claro que no durarán demasiado, por lo cual aprovechamos cada día al máximo.


Prólogo: De viaje a los bosques

- Hermano... ¿Cuánto falta para llegar? - Dijo Ilse, una jovencilla de cabello marrón, tez pálida y con un notable aburrimiento

- No lo sé, pero recuerda que debemos encontrar algunas Babas Deku, y últimamente las mejores se encuentran por estos bosques

Nuestra misión actual trataba de encontrar algunas babas Deku, fuente de semillas Deku que usábamos para practicar. Aun siendo tan jóvenes, sabemos defendernos solos, por lo cual no necesitamos compañía en nuestras expediciones.

Cuando el camino comenzó a desvanecerse, bajamos del carruaje para internarnos en el inmenso bosque de Farone.

-Este lugar es atemorizante, ¿No crees, Estalt?
- Ni lo pienses Ilse, vamos debemos continuar.

Nos internamos más en el bosque, y justo en ese momento una Baba Deku apareció frente a nosotros, a la cuál le di un golpe con todas mis fuerzas, partiéndola en dos. Recogí su cabeza con mis manos, como una especie de triunfo, realmente no sé qué me pasaba por la cabeza pero al no proteger mi retaguardia, sucedió algo terrible.

Unas manos me agarraron de la cintura, y comenzaron a arrastrarme a gran velocidad entre los árboles, en ese momento pude ver el rostro aterrado de mi hermana desvanecerse mientras mis ojos se cerraban en la inmensa oscuridad del bosque.


Desperté, deseoso de saber que ocurría. Me dolía todo el cuerpo, y para mi sorpresa, estaba sangrando. No tuve más opción que seguir caminando a través del bosque, a mi corta edad y herido no tenía posibilidades de sobrevivir.

Pero parecía haber un camino tapado con hierbas entre los árboles, y decidí seguirlo, tambaleándome por el dolor. Lentamente me calmé y pude ver que ya no estaba en el mismo bosque de antes, sino que me encontraba en un lugar de colores oscuros, con una intensa niebla poblando el lugar. Una canción, una extraña canción retumbaba en el bosque, vívida, alegre, que me animó a sonreír. Mientras que sonreía comencé a ahogarme en la niebla, y aun sonriendo me desmayé en medio de esta.

Tuve un extraño sueño, adormecedor, en el cuál unas risillas se escuchaban débilmente, pero cada vez aumentaba, hasta que no pude contenerme y me animé a reír con ellas, de una forma algo desquiciada.

Desperté, y la extraña canción ya no retumbaba en mis oídos.
Quise levantarme con una pequeña dificultad, y me sentía más liviano que antes.

No pude contener una débil risa en mi boca al pensar que había sucedido, pero observé mis manos, mis manos ya no eran las mismas, parecían hechas de madera. Quise tocar mi rostro, pero lo sentí más extraño de lo normal.

Totalmente confundido, quise acercarme a un charco que se encontraba allí. Lo que vi fue aterrador, pero no pude contener una débil risa al verme.

Simplemente ya no era el mismo de antes, pero por una extraña razón me agrado


Continuará, muy pronto

Capítulo 2 :

El misterio de Lost Wood

Los Skull Kids son una raza diminuta: seres cuya forma es parecida a la de una calavera o a la de un espantapájaros y que residen en las profundidades de los bosques. Cuenta la leyenda que cualquier persona que se pierda en el Bosque Perdido se vuelve un Stalfos, sin embargo, , todo niño que se pierda en el Bosque Perdido se transformará en un Skull Kid.

Eso era lo que recordaba, al comenzar a razonar sobre lo que me sucedió.
Me había perdido, y era obvio donde me encontraba. Después de las risas, comencé a desesperarme, y golpeaba el suelo iracundo.

Ya no había solución, pero no quería quedarme en el bosque, viviendo allí, por supuesto que no. Aún no había explorado todo el mundo, y no podía hacerlo sin mi hermana. Debía encontrarla... Pero seguramente si me viera con este aspecto escaparía.

No sabía que hacer, hasta que una voz se escucho entre los árboles, acompañada de una risa :
- Ji ji ji, veo que tienes problemas...
- ¿ Quién eres ?

Una figura bajo del árbol, llevaba una trompeta en sus manos y expresaba una gran sonrisa loca, me observo desde todos los ángulo y dijo :
- Con que eres nuevo, ji ji ji. ¿Quieres acompañarme? Ji ji ji

Comenzó a correr, y decidí seguirlo para descubir más sobre esto


Era bastante rápido, y me costaba seguirlo enre los árboles.
Mientras avanzaba, algunos Deku escondidos en la maleza me observaban curiosamente, con algo de temor. Finalmente llegamos a un callejón sin salida, tapado por un gran trozo de madera. El extraño personaje toco su "trompeta", y casi de inmediato la pared se desvaneció, dejando salida a un claro, con dos puertas.

Luego se detuvo,me miro fijamente y comenzo a hablar :
- Ji ji ji, puedes marcharte si lo deseas, la puerta de la izquierda lleva a la salida del bosque, la otra puerta lleva a lo más profundo de este, dónde no podrás salir jamás, ji ji ji

Obviamente decidí marcharme, hice un gesto de despedida al extraño, y me largué de ese lugar :
-Vuelve pronto, ji ji ji.

Comencé a salir del bosque, unos dulces rayos de sol rozaron mi rostro y me sentí más calmado. Volviendo a lo que debía hacer... ¿Cómo volvería con mi hermana? No sabía que hacer en esos instantes, pero mientras pensaba, otra voz interrumpio mis pensamientos

- Que demon... ¿Que hace un Skullkid fuera del bosque perdido?

Se trataba de un soldado imperial, al parecer haciendo patrulla. Me dio una intensa furia al verlo, pero me contuve y le respondí :
- ¿Sabes donde está el pueblo más cercano?
- ¿Que intenciones tienes?

No quise decirle nada, pero este se largó al ver que no respondía, seguramente por temor... Claro, los Skullkid tienen muy mala fama

Comencé a seguir el camino con mi paso lento y extraño, colina abajo se dislumbraba un gran pueblo que yo no conocía y no existía en mi mapa.

¿Ilse estaría allí?

Continuará, muy pronto...

Capítulo 3 :

Odalla, el pueblo
Bajando por la colina me encontre con un hermoso pueblo. Toda la gente que allí había era mayor que yo, pero me ignoraban totalmente por lo ocupados que estaban.

De improvisto, una joven me observo fijamente, y decidió hablarme :
-¿Como has llegado hasta aquí? - Me miró con curiosidad y luego sonrió
- Estoy buscando a alguien...

De improvisto agarro mi brazo, y comenzó a arrastrarme con ella, la multitud comenzó a verme ya que arme un escándalo, pero al observar a la joven se calmaron simultáneamente.

Me llevo a una casa de madera, dentro había varíos adornos rústicos, instrumentos raros, plumas, armas y más. Me invito a sentarme, y yo acepté confundido, estuve a punto de hablar pero me interrumpió :

-Eres un Skullkid, ¿Verdad? Tu forma te delata, no mientas
- ¡Te equivocas! No me llames así, mi nombre es Estalt
-Estalt...Osea... ¿Aún recuerdas tu antigua memoria? - Ella comenzaba a anotar todo lo que respondía rápidamente en una hoja de papel

-Estoy buscando a mi hermana, déjame salir
- Con que aún recuerdas a tus familiares....
-¡Ya basta! Me largo de aquí

Ella se atravesó en la puerta, y contestó :
- Creo que eso no será posible
Sacó un bastón enorme y me golpeó, dejándome inconsiente

¿Que estaría tramando? Desperté con un extraño aroma
-Debo saber todo sobre ustedes los Skullkid, ya que vivimos tan cerca del bosque perdido... no podemos andar con regalías

Yo intenté zafarme de las ataduras, pero no fue posible. La joven estaba obsesionada por saber sobre mí. Y cuando creía que no podría salir más, sentí un extraño impulso, que me ayudo a roper la soga que me mantenía atado.

De inmediato salí por la puerta trasera, hacia un jardín pequeño, y comencé a trepar una liana que colgaba de la pared. Llegue al tejado, pero comenzaron a escucharce los murmullos de la gente, que me vieron subir.

No tuve más opción que lanzarme a la chimenea apagada de la casa contigua, dónde me di un fuerte golpe contra el suelo.
Era una casa abandonada, pero cerrada, y al tener la puerta del sótano abierta decidí ocultarme allí.

No sabía que la gente odiaba tanto a los Skullkid ¿Que atrocidades habrán cometido?
Tomé asiento y cerré los ojos, que lío.

A la mañana siguiente, había un silencio total, al parecer nadie se había molestado en buscarme. Subí a la habitación principal de la casa, y por un agujero en la puerta pude ver a la gente como siempre dándo vueltas por la ciudad.

Dos mujeres se posarón enfrente de la puerta, y comenzaron a charlar :

-Esos Skullkid, son tan atroces..
-¿Sabías que se están pasando por aquí?
- Que horrible...¿No les basta con llevarse a nuestros niños al bosque perdido, para crear más de los suyos?

"¿Al bosque perdido? No será... que ellos me hayan arrastrado allí para volverme uno..."

- ¿Y que paso con el?
-Dicen que la señora Tara acabo con el
- Que suerte... Por cierto... ¿Conoces a la jovencita que perdió a su hermano hace dos días?

"¡¿Que?!"

-Por supuesto, dicen que fue a la posada a descansar de tan atroz acontecimiento

No podá creer lo que oía, y en lo que me había convertido... Mi hermana no sabía sobre los Skullkids, y si me viera, huiría. Que horrible destino.

Pero debía hacer el intento, cuando atardecía y la gente se marchaba a sus hogares, tomé una vieja capucha que encontre en aquella casa y me cubrí.
Busque la posada dónde mi hermana se encontraba, pero al intentar entrar, un hombre en la puerta me exigió que debía pagarle 10 rupias.

Yo algo dudoso, le dije que cierta Ilse pagaría mi estancia, el hombre entro a la posada, y salió a regañadientes

- Te dejará entrar, ya ha pagado por tí
- Muchas gracias..

Entre a la posada. Allí habían algunas criaturas muy raras, y la mayoría de los hospedados eran jóvenes como yo. Alguna razón debería haber.

Mientras pensaba, una voz me interrumpió :

-Tu debes ser el muchacho al que pague la estancia por pura bondad. Me presento, soy Ilse, ¿Quién eres tu?

Estaba algo emocionado, pero seguramente si le decía mi nombre allí se alteraría un poco. Le dije que subieramos a la habitación

- Bueno... yo soy...
- Eres... oh..tu voz suena muy parecida a la de mi hermano... me pregunto dónde estará ahora

Estuve a punto de decirle quién era, pero por descuidarme, la capucha se me zafó, demostrando mi apariencia.
Me quedé petrificado mientras mi hermana comenzó a salir de la habitación rápidamente.
"Demonios" pensé, ahora volverían a atraparme
Pero vi una escalera en la habitación, y me animé a subirla, para escapar. La posada se encontraba justo al lado de las murallas del pueblo, y con el mejor salto que pude hacer, salí del lugar.

Me sentía desilusionado... ahora ya no podría volver jamás
Pero una extraña voz me alarmó. Se trataba de un anciano que salía del pueblo, tras una jovencita. Al verme, la joven corrió y me abrazó, alzandome en el aire.

Al dejarme en el suelo, con los ojos sollozos, me dijo :
- Sabía que eras tu Estalt, sabía que eras tu.....

Me sorprendió, no huyó de mi apariencia, sino que volvió por mi
El anciano que acompañaba a Ilse, me vió, sonrió y dijo tranquilamente :
-Aquí tenemos un caso muy peculiar...

- Estalt, el es el señor Hone, nos ayudará

Yo, totalmente confundido, no sabía que decir. El anciano me entrego una capucha de colores y me dijo :
- Sigueme, hablaremos en mi laboratorio.

-¿En su laboratorio?

Pasamos por la ciudad, y llegamos a una extraña edificación. El anciano entró y comenzó a leer unos cuantos libros, mi hermana comenzó a hablarme:

-Al llegar al pueblo, creí que nunca te volvería a ver, pero escuche el rumor sobre los Skullkids...
-Seguramente debes odiar mi apariencia...
- *Silencio* ... Creí, que jamás te volvería a ver, creí que perderías tu mente como los demás, pero ahora que estás aquí, encontraremos la forma de devolverte a la normalidad

- Ojalá que lo que dices sea cierto

Ilse me da un fuerte abrazo, mientras susurraba que todo saldá bien.
El anciano terminó de leer su libro y se dirigió a nosotros

- Ya se como devolverte a la normalidad

Continuará, muy pronto

Capítulo 4 :

El misterio del fuego dorado

-Primero debemos cubrir tu rostro con la máscara de la verdad,
- Muchas gracias Ilse, realmente me agrada cubrir mi rostro con esto
- Recuerda, el anciano nos dijo que debíamos encontrar el fuego dorado para deshacer tu maldición, y devolverte a tu froma humana
- Si... ojalá no sea demasado difícil.. aún me sorprende lo que sabe ese anciano

El fuego dorado es una leyenda muy antigua. Se dice que es una creacion de los sabios, y cuando una persona se deja consumir por sus llamas, todo mal desaparece de su cuerpo y tal persona vuelve a la normalidad. Se dice que una tal piedra chismosa, de color dorado, te dirá su ubicación.

Emprendimos nuestro viaje al amanecer, según el anciano la roca chismosa dorada, se encontraba a la entrada del desierto Rais, bastante lejos del pueblo.


-Hermana...
-¿Que sucede?
-¿Realmente crees que los Skull Kids son los que cometen tales atrocidades de las que hablan los aldeanos?
-No lo se... lo único que se es que alguien las comete

*Silencio*

-Si yo no hubiera ido a buscarte, ¿Hubieras ido tu?
- Por supuesto, jamás te dejaría

Mientras charlabamos, algunas personas nos observaban. Comenzamos a sentir algo en el aire, y nos detuvimos en seco
De improvisto, unos cuantos soldados aparecieron entre los arbustos, nos venían siguiendo desde el puebloal parecer, y se veían bastante furiosos
- !Deja a esa niña en paz, asqueroso Skullkid¡, !No dejaremos que te la lleves!
Ilse actuo rápidamente y sin dudarlo, me agarro del brazo y comenzo a arrastrarme para escapar, ya que ella era mucho más rápida que yo en mi estado. Los soldados no nos siguieron, ya que veían que no podía hacerle nada a mi hermana.

-Eso estuvo cerca...
-Seguramente volverán, demonios, apuremos el paso - Exclamé bastante alterado ya que podimos habernos metido en problemas

Empezamos a dejar el camino de tierra que llevaba directamente al desierto, y solo nos guiamos a través del mapa que nos dió el anciano, para no ser perseguidos. De todas formas no nos quedaba mucho por recorrer. Aún me soprendí que tras el bosque perdido existiera un mundo tan pequeño y extenso a la vez, tan real y que nadie de su región conociera.

Pasamos un buen camino para apreciar el cambio de temperatura en el aire y suelo, y que la hierba comenzaba a desaparecer lentamente enterrandose en arena y rocas.

A solo unos cuantos kilometros, y a nuestra vista, se veía la piedra chismosa dorada, rodeada de un pedestal, era de tamaños colosales, y en ella se reflejaban los calurosos rayos de luz del pequeño pero poderoso desierto.
Avanzabamos, pero cada vez que nos acercabamos, parecía que la roca se alejaba más y más con algún truco ilusionista o peor
- Creo que ya se lo que es, hermano, no somos lo suficientemente veloces, creo que es una especie de prueba de los sabios que escondieron el secreto aquí.
-Lo que dices es verdad, debemos buscar algún medio de transporte, rápido, como un caballo..

Tuvimos que devolvernos al bosque, donde abundaba la vida, de inmediato comenzamos a recolectar todo tipo de frutas existentes, e hicimos una especie de trampa de comida. Al cabo de varias horas, comenzó a atraer animales de todo tipo, pero no lo que buscabamos :
-¿Segura que esto atraera a un caballo?
-Por supuesto... ellos aman las manzanas Ilse, seguramente falta poco para que uno se acerque

Pasaron unas cuantas horas más, y entre los matorrales una figura apareció. Se trataba de un joven potrillo perdido, de un color negro con ojos violetas.

Mientras comía lo que habíamos dejado, nos acercamos a él y nos subimos a su espalda antes de que se percatara de nuestra presencia. Se revelóy asusto un poco pero ambos lo pudimos contener lo suficiente y finalmente se calmó dejándonos subir a ambos

-Creo que lo llamare Iko, el nombre de nuestro padre
-Si, es un buen nombre ... Me trae recuerdos

Nos subimos a Iko, y volvimos al desierto rápidamente.

Ahora cada vez que nos acercabamos la piedra no se alejaba, como si la magia se hubiera detenido al ver nuestro ingenio. Finalmente pudimos estar en frente de la inmensa roca, y con la máscara logramos que esta comenzara a hablar.

"El fuego dorado se encuentra... dentro de alguien
De un espíritu, que pertenece a los volcanes lejanos
El fue, su guardian elegido por los sabios
y solo los que tengan buenas intenciones podrán razonr con él, o acabarán en sus cenizas"


Después de esto se apagó y volvió a el color normal y el tamaño normal de una piedra chismosa, nos quedamos atónitos.. los volcanes eran muy peligrosos para alguien de madera como yo, por así decirlo.

Vimos el mapa y nos dimos cuenta de algo. Los únicos volcanes en esta regiós estaban cruzando el mar.

Continuará... muy pronto

Se que este camino a la roca fue muy rapido, pero no querá extender esa parte ya que era aburrida, perdonenme, pero los traeré algo mejor después, lo prometo

Spoiler:
Capítulo 5: La isla Deku

Una gran cantidad de personas entraron en el laboratorio del anciano. Venían armadas y lo peor, no con buenas intenciones.
-Oye anciano, sabemos que ayudas a aquel repugnante Skullkid….
-No sé de lo que hablas
-Dime donde está, o acabaré contigo aquí y ahora.



Ilse cabalgaba a gran velocidad entre la gran llanura que terminaba en el mar.
Estaba bastante lejos del desierto, casi a final del mapa entregado por el anciano.
No sabían que harían después de llegar a las costas, no estaba nada planeado.
Pasamos cerca de un rancho, y atravesamos un bosque lleno de fresas, después, un agradable camino tallado hecho de piedras nos guió hacia el mar.
Allí, descansamos un poco, justo frente a la costa, y nos pusimos a charlar:

-Me encantaría saber cómo podríamos cruzar el mar, y saber hacia dónde está el volcán, ni siquiera agudizando la vista puedo ver si hay alguna montaña o parecido – Ilse hablaba mientras yo me distraía en mis pensamientos.
-Podríamos… construir una balsa… ji ji…

-No creo que sea posible, no sabemos tallar mucho la madera… ¿Y porque aquella risa?
- Esta situación me parece bastante graciosa,… Creo que tendremos que pedir ayuda

-¿A quién? Toda la gente exceptuando a el anciano nos aborrece…podríamos volver por él pero tardaríamos mucho

-¡Pues inténtalo! Yo me quedaré aquí

-¿Te sucede algo? – Ilse ya estaba subiendo al potrillo, cuando otra voz nos interrumpió

-No tan rápido… asquerosos...

Se trataba de la tal “Tara”, la cual me miraba de una forma un tanto escalofriante. Estaba acompañada de una gran cantidad de hombres armados.
Ella sostenía una soga a la cuál daba una tras otra vuelta, y mientras me distraía mirando la escena, siguió hablando:

-Pensaban escapar. . . ese anciano los ha traicionado y nos ha dicho dónde estaban, creo que no tienen mucha suerte hoy por lo que veo.

-Explícate mejor – Ilse estaba conteniendo una gran furia al ver a esa mujer

-Nos llevaremos a ese Skullkid, y acabaremos con él. No interfieras y verás que todo saldrá bien y sin heridos, ahora, baja de ese caballo.

- No lo haré jamás

Ilse retrocedió, y en ese momento aquellos soldados comenzaron a acercarse
-¡Rápido! Atrapen a los dos


No teníamos escapatoria alguna, pero casi milagrosamente, unos chapoteos en el agua interrumpieron a aquellos soldados. Se trataban de unos Zoras, criaturas que de vez en cuando se mostraban dónde yo vivía, y no mucha gente los conocía del todo.

-Este es territorio Zora, y aquí se prohíben estás hostilidades. Márchense si no quieres problemas

Tara frunció el ceño, dio la vuelta y dijo furiosamente:

-Tienes una suerte….

Al cabo de unos minutos estuvimos solos con aquellos Zora, y estos nos dirigieron la palabra:

-¿Buscan algo en especial, jóvenes?

Nos sorprendimos, al parecer no tenían idea de las atrocidades que decían cometer los Skullkid

-Estamos buscando la manera de cruzar el mar y llegar al volcán

-Si no les molesta… podrían ayudarnos

Los zora se miraron entre ellos, y dijeron amablemente:

-Por supuesto, no es un viaje muy largo. Deberán dejar al potrillo aquí y subir a nuestras espaldas. Últimamente el volcán es un lugar de turismo bastante concurrido, aunque unas poderosas corrientes azotan el lugar

- ¡Muchas gracias!

Subimos a sus espaldas, y comenzaron a nadar lentamente, hasta que se internaron en océano profundo y aumentaron su velocidad.

Cada metro que nadaban nos ayudaba a visualizar el volcán débilmente, el cual tenía una extraña nube de humo sobre él.
Al poder acercarnos más, las corrientes marinas se hicieron notar, y de inmediato el nado de los zora se dificulto:

-¡Ahora sujétense fuerte!
Nos agarramos bien de ellos, pero mientras nadaban, vi las curiosas aletas que colgaban de sus cabezas. No se me ocurrió nada más que agarrar aquellas aletas, y las tiré con fuerza para ver que sucedía.

El zora se distrajo solo un segundo, y la corriente se lo llevó, dejándome a mí caer en medio del mar. Mi hermana, que observó lo sucedido, no dudo ni un solo segundo y saltó al mar para ayudarme.

La corriente nos comenzó a arrastrar, mientras que una extraña risa se me escapó, ¡Que divertido fue aquello!
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
La corriente finalmente nos arrastró hacia una playa, y una brisa nos despertó a ambos.
Cuando pude razonar que había sucedido, pude ver a mi hermana y al zora levantándose, y yo hice lo mismo.

Un extraño bosque de robles conformaba la isla, y uno más grande que todos los demás, justo en el centro del lugar, que casi rozaba las nubes.
Mientras veía aquello, mi hermana habló:

-Creo que el Zora aún debe descansar después de lo que sucedió, hermano. Vayamos al bosque a ver si encontramos algún refugio para pasar la noche

-Está bien… voy a explorar un poco, nos vemos más tarde…

Di vuelta a la dirección contraria a la que fueron mi hermana y el Zora.

Me sentía bastante animado para explorarla isla y encontrar algo divertido que hacer por allí, especialmente me intereso el gran árbol que se veía en medio de todo, así que me interne el bosque con la esperanza de verlo.

No había ningún animal, ni siquiera aves que cantaran continuamente. Se notaba a distancia que aquel árbol tenía un rostro algo anciano, y parecía que me viera fijamente mientras me acercaba con cautela.

Cuanto estuve a pies del árbol, pude ver un grabado en él, que decía “Toda la verdad se encuentra aquí”
Mire hacia arriba, y pude ver mejor el extraño rostro del árbol... ¿Qué querría decir todo eso?
Mientras aún pensaba, una voz, como siempre, me interrumpió:

-Es muy extraño ver un Skullkid cuerdo y fuera del bosque perdido…

-¿Eh? ¿Quién habla? – Miraba hacia ambos lados esperando ver una persona

-Yo soy quien habla… mira hacia arriba

Mire como me lo dijo la voz, se encontraba el rostro del árbol

¿Acaso él me estaba hablando? Qué curioso…

-Puedo ver lo que eres. Me presentaré, soy el gran árbol Deku de la Isla Deku, y no hay nada que yo no sepa sobre este mundo…

-Ha… ¿De verdad?

-Puedo reconocer que tu transformación fue reciente, y aún mantienes la cordura a pesar de lo que pasaste. Pero pronto el agobiante destino que sufres se hará sentir, y no serán el mismo de antes de tal accidente…

-¿Qué quieres decir?

-Que pronto perderán tu pasado… y aceptarás tu cambio a la fuerza…

-Huh…. Lo que hablas son tonterías.

Empecé a retirarme, pero otra vez me interrumpió:

-Se dónde está el volcán que buscas… y como llegar a través de una ruta secreta

Di media vuelta, y rápidamente volví dónde el árbol:

-Dime dónde debo ir, necesito saberlo

-Debes… entrar en mi interior. Pero una vez que entres no podrás volver, ni nadie más podrá entrar.

-Yo te diré cuándo entre, espérame aquí



Debí encontrar a mi hermana.
Ilse seguramente estaría con el Zora en algún refugio.
Efectivamente tenía razón, y le conté sobre lo que me hablo el árbol Deku.
Mientras el zora dijo que no nos preocupáramos por él, ya que podía volver solo a su hogar.

Continuara…muy pronto
Spoiler:

Capítulo 6: La ida
Ilse y yo entramos al interior del árbol Deku, dentro de él, un extraño pasadizo oscuro se abrió ante nuestros ojos

Una gran raíz creaba una especie de largo puente, que llevaba a una extraña abertura, y más allá de esta se vislumbraba otra gran raíz que conducía a una abertura similar, y así repitiéndose como un largo camino recto el cuál comenzamos a seguir.

Mientras, comencé a pensar en lo que me dijo el extraño árbol

“¿De verdad caería en la locura? Ha… que duda más grande…

Realmente mi espíritu no era como el de un niño común, ya que los acontecimientos que he sufrido durante toda mi vida han marcado mi carácter...

Pero… ¿Si no fuera así? ¿Tal vez de todas formas perdería la razón?”
-Estalt, no te atrases, ya veo una luz al final - Mi hermana me interrumpió

Me di prisa, y cuando llegué al final con Ilse, había una gran escalera en el lugar que tuvimos que subir.

Al llegar al tope de la escalera, pudimos observar una gran sala circular de madera, y un agujero a un costado de esta.
Había un fuerte olor a carbón, prueba de que estábamos cerca del volcán, y nos apresuramos a llegar al agujero.

Pero nos tuvimos que detener, ya que un extraño líquido negro caía desde el techo, y parecía peligroso.

Miramos hacia arriba, y lo que vimos nos aterrorizó.
Una gran araña de color negro, con una cabeza de calavera, la cual dejaba caer su veneno para atrapar alguna posible víctima.

Esta bajo y se colocó justo en frente de nosotros, observándonos cautelosamente y revisando si éramos peligrosos o no, y rápidamente soltó un grito aterrador, haciendo que las pocas antorchas que colgaban cayeran y encendieran fuego en el suelo de madera, que a la araña no parecía afectarle.

Ilse comenzó a correr hacia la salida, he intenté seguirla, pero mis torpes pasos me hicieron tropezar en una débil corteza algo quemada, haciéndome caer al vacío.

Lo único que pensé en ese entonces antes de perderme en la oscuridad, es que mi hermana no me había ayudado en ningún momento… escapó sin mí.



-Mira... hay algo flotando allí
-¿Qué dices Grap? Oh… ya lo veo, vamos, recógelo.

_________________________________________________

Desperté sobre una mesa de madera.
Estaba totalmente empapado, y no sabía que había ocurrido, no sentía nada más que curiosidad y un profundo odio.

El lugar dónde estaba parecía una vieja cabaña, dónde había un fuerte olor a pescado.
Unos pasos se escucharon acompañados de unas voces :

-Te eh dicho que solo es un muñeco de madera, no es nada con vida o algo así. Tú lo viste Grap

-No lo creo Trap, sé que tiene algo en especial

-Solo te digo que…

Me dirigieron la mirada, ambos sorprendidos.

Parecían hermanos, pero bastante diferentes en realidad
Me levanté, y sin pensarlo dos veces salí por la puerta.

Fuera estaba el inmenso mar, y anclado a la casa había una balsa, la cual me lleve.

-¡Ey espera! ¡No te lleves eso!

-Creo que no nos escucha

-Solo guarda silencio Grap… solo… cállate…

Me llevé la balsa, la que tenía prácticamente pegada una brújula, y según lo que se, el lugar dónde nos ayudaron los Zora fue una playa al norte.

Sin dudarlo continúe mi viaje, y lo único que tenía en mente era no volver a ver a mi hermana jamás…

Tras unas horas de viaje, la costa se mostró finalmente.
Pude ver que Iko no estaba esperándome, así que iría a buscarlo.

Desembarque y comencé a seguir las pisadas del potrillo, las cuáles no se notaban demasiado
Al parecer se devolvían exactamente por dónde yo llegue a la costa, el mismo camino, el cuál lentamente seguí

Ya era de noche y seguía aún el camino de Iko, el cuál se prolongaba mucho.
Además procuraba no llamar la atención de nadie, ahora que estaba solo no tenía esperanzas de escapar de algún ataque como el anterior.

Y mientras pensaba, pude ver que las pisadas me dirigían a aquel rancho que habíamos cruzado anteriormente, por lo cual pude suponer que de allí venía Iko.

Fui hacia la entrada, la cual marcaba ”Rancho Adear”

Escuche relinchidos, y pude ver la gran cantidad de caballos que allí vivían, entre ellos Iko descansaba de pie.

-Iko… ¿Eres tú?

El potrillo despertó y se me acercó, estaba claro que de él se trataba, pero mientras nos reencontrábamos, desde la cabaña del rancho una figura salió

-¿Quién eres tú?
Se trataba de una jovencilla, mucho menor que yo, y parecía recién haber despertado.
Salió de la casa y me miró un buen rato mientras permanecía quieto, y dijo a bostezos :

-¿Conoces a Tramy?... Hum.. hace un día que había escapado.. ¿Qué buscas?

Eso fue curioso, o no me veía bien o simplemente no temía a un Skull Kid, me agradó y le respondí :

-Creí que el caballo estaba perdido y lo seguí, nada más, jiji…

-¿Y de dónde vienes?

-De muy lejos…

-Puedes quedarte aquí si quieres hasta el amanecer…hum.. tenemos una habitación junto al comedor..

Acepté la invitación. Su casa era bastante agradable, y en el comedor se encontraba una anciana durmiendo levemente.

Pude recostarme en la cama… fue una agradable sensación de comodidad, y me quedé de inmediato dormido.

A la mañana abrí mis ojos, esperando encontrarme en aquella agradable habitación.
Pero lo que menos esperaba sucedió.

Una carreta me estaba arrastrando lentamente en la tierra, dañando bastante mi vestimenta.
Mire hacía arriba, y lo único que pude apreciar fue el rostro de Tara mirándome con una peligrosa sonrisa.

-Te dije que no escaparías de mí... acabarécontigo de una vez, y así con todos los demás de tu asquerosa especie

-Yo... yo...

No me atrevi a decir nada, además de que no sabia realmente que responderle a aquella loca... seguramente mi fin estaba cerca si no ocurría algo que me ayudara.

_________________________________________________________________


Llegabamos a la ciudad, y algunas pocas personas salieron a ver mi destruido aspecto.

Algunas reían, otras lloraban, y algunas personas solo me observaban fríamente.
Pude darme cuenta que entre la multitud se encontraba el anciano que nos había ayudado a mi y a mi odiosa hermana, con una mirada melancólica.

Continuaron arrastrándome por el camino, y muy cerca de aquella choza pertubadora dónde Tara vivía.
Pero algo detuvo a todos.
Una jovencita, montada en un caballo, cabalgaba enérgicamente dónde yo estaba, y pude notar que era aquella que me había hablado aquella noche.

Comencé a forcejear, y como Tara estaba distraída pude zafar su mano de la soga.
La joven que venía en mi ayuda agarró esta misma soga y me arrastró fuera del pueblo, termine bastante magullado pero fuera de riesgo.

Cuando estabamos llegando al rancho, la joven comenzó a hablarme :

-Aún no me has dicho tu nombre, amigo..¿Cómo te llamas?

¿Amigo? ¿Me había dicho .. "amigo" ?

-Mi nombre es Estalt... - A duras penas pude decir aquello a causa del arrastre

-El mío es Rida, un gusto conocerte.

Llegamos al rancho, y Rida me dejó en el sótano de la casa encerrado con llave para protegerme.
Y lo único que pude pensar allí.. es .. que había conseguido una amiga...

Continuará.... muy pronto
Spoiler:

Capítulo 7 :¿Acaso algo ocurre?

Ya parecía que el atardecer llegaba.
Una vez más, había logrado escapar de las garras de Tara, de verdad algo interesante ocurría para que me salvara cada vez.
Lo que pude notar fue que últimamente no me sentía bien conmigo mismo, será por el intenso odio que tienen muchos a los seres como yo, o simplemente no me comportaba como debía ser.

Finalmente, al anochecer, la puerta del sótano se abrió, dejándome salir.Pude ver que Rida se encontraba junto a Iko, y dijo con una radiante sonrisa :

-Creo que Iko desea estar contigo, así que es todo tuyo. Puedes llevartelo si quieres, pero necesitas una o dos lecciones de como cabalgar.

Asentí alegremente. Fuimos directo al rancho, y preparamos algunos obstáculos para cabalgar.
Practicamos toda la noche como cabalgar correctamente, y con algo de práctica aprendí a hacerlo mejor que antes. Después de eso nos dirigimos a la cabaña dónde se encontraba la abuela de Rida, durmiendo como en la noche anterior.

Pero no tenía planeado descansar hoy, no sabiendo que aquello podría volver a ocurrir.
Cuando las luces se apagaron, salí de la cabaña en dirección al rancho.
Subí al lomo de Iko y salte la valla que recubría el lugar.

Y antes de irme, di una mirada a aquel lugar, pensando "Ya volveré"
_________________________________________________________
-Trap... ¿Es eso lo que creo que es?
-Uh... ya la vi, es una joven flotando en un trozo de madera. Vámos a ayudarla

__________________________________________________________________

Mientras, cabalgaba cerca de aquel bosque de fresas. Un descanso allí sería ideal y no era un lugar muy visitado que digamos.
Intente edificar una pequeña choza de madera, dònde me oculte con Iko cuando una poderosa lluvia se hizo notar. Pude descansar sin problemas junto a Iko, pensando en lo próximo que ocurriría.
_____________________________________________________
-Grap, tenlo en claro. Jamás volveremos a rescatar a nadie en medio del mar
-Ya es la segunda vez que nos roban una balsa..
-¿Crees que no me doy cuenta? No nos quedan muchas de repuesto, y esa chica se llevo la última con una brújula.
-Dijo que iría a buscar a su hermano..y traería de vuelta con la balsa
-¿Tu le crees? No es verdad, no volverá

_________________________________________________________

Ya amanecía, y salí de mi refugio. Me sentía algo solo pero me di ánimos para levantarme :

-Por lo menos te tengo a tí Iko... vámos, tenemos cosas que hacer

Lo que tenía pensado era una locura, peo debía hacerlo si quería defenderme de Tara alguna vez. Buscaría algún entrenador que me enseñara a luchar en este estado, debia hacerlo...

A solo unos kilómetros, una jovencita desembarcaba su balsa. Tenía un preciado objeto guardado en un frasco encantado, y desesperadamente se planteó buscar a alguien en especial.

Había hablado con un gran guardián de magma, que le planteó un reto y a cambio de aquello le daría un valorado elemento. Lo consiguió a duras penas, y logró llevarse el objeto.
Desde entonces solo quería encontrar a su hermano, si aún seguía con vida.




Spoiler:

Capítulo 8 : Evitando el destino
La lluvia había parado. Había recolectado unas cuantas fresas para Iko mientras seguía reposando junto a mi improvisada choza.
Tenía pensado volver al rancho la próxima noche, seguramente Rida estaría preocupada de que hubiera desaparecido de la nada como en aquella ocasión.
__________________________________________________

Mientras, la joven había visto las casi disueltas pisadas de Iko, seguidas de unas pisadas más pequeñas que parecían ser de su hermano. Se alegro bastante ya que podría reencontrarse con ambos a la vez y siguió rastreando.

Pudo ver que a lo lejos había un rancho, un pequeño rancho. Y a la entrada había una jovencita algo menor, mirando el horizonte, se le acercó lentamente y preguntó :

-¿Sucede algo? Te ves triste..

La jovencita respondió sin mirar :

-Estoy esperando a mi amigo, se fue en la noche sin decir nada...

-Ya veo... ¿Puedes decirme dónde crees que se fue?

-Seguramente...fue al bosque de fresas. Lo esperaré hasta que vuelva.

La joven, sin mirar nada más, siguió el camino indicado. Ya tenía una pista para encontrar a su hermano.

_________________________________________________

Mientras, en una casa hecha de madera y curiosamente adornada :
Un cuchillo se clavó en la pared ferozmente, sobre la máscara de la verdad que había encontrado mientras seguía a un Skull Kid.

Se trataba de Tara. Furiosa por no haber atrapado a su presa.
"Hace tiempo que intento acabar con ellos" - Pensaba - "Lo que han hecho es imperdonable"

Se acercó a una fotografía de una jovencilla, y le miró un buen rato..
"Debo vengar lo que te hicieron, y lo haré cueste lo que cueste".

Después de pensar aquello, recogió su carcaj, unas cuantas flechas y un arco.
Salió de la casa, subio a un caballo y partió iracunda dónde creía que se escondería el monstruo. Acabaría con el en ese mismo instante.

_____________________________________________

Me encontraba aún descansando, cuando escuche unos pasos.
Intente esconderme, pero Iko me delató debido a sus relinchidos, y fue hacia las pisadas.Quise detenerlo pero no pude.

Al rato, sin notar nada, vi como Iko volvía corriendo a gran velocidad con una botella.
Dentro tenía un espléndido color dorado, y daba curiosidad solo verlo.

Iko estrello la botella contra el suelo, y de allí un aura dorada lo rodeo.
Mientras esto sucedía, pude ver llegar a mi hermana, sin aliento por perseguir al potrillo, y sorprendida por ver como el aura dorada lo cubría.

Después de unos segundos, un gran destello apareció encegueciendonos, y finalmente pudimos ver lo que sucedió.


Iko había cambiado, frente a nosotros, un joven de aproximadamente mi edad había aparecido. Llevaba un extraño traje y una cinta tapando su ojo derecho :

-¡Que bien hace tomar un poco de aire !
------------------------------------------------------------------------------------------------------------

-¿Iko? – Mi hermana no pudo creer lo que veía

-No me llames así, mi nombre es Gabri. Les agradezco cordialmente haberme ayudado a librarme de esa maldición, pero no hay tiempo que perder, debo acabar con ese detestable brujo

-¿Un brujo? – Me causo curiosidad tal historia

-Sí, un brujo. Ese malvado ha estado atacando a quien pase por esta región, y les hace cosas horribles a los viajeros, yo por ejemplo. Vengo del más alejado desierto, fuera de este continente, buscando valiosas piezas de corazón para vender en mi tienda de curiosidades.
Pero ese malvado me atrapó, y me volvió un simple animal asqueroso, un potrillo. Pero gracias a que ustedes trajeron el fuego dorado pude volver a mi forma original.
Ahora si me disculpan….

-No tan rápido… queremos acompañarte.. ¿No es así, Estalt?

No le respondí, no quería hablarle. Solo le lancé una mirada llena de furia y comencé a marcharme en dirección contraria

-¡Espera! No te va....

Ilse quiso detenerme, pero algo la interrumpió.
Un gran caballo llegó galopando hacia nuestra ubicación, y para sorpresa mía, encima de él estaba Tara, apuntándome con un gran arco.

-¡No escaparás! – Al decir esto, lanzó una flecha justo a mi cabeza. Esta se clavó bastante, dejando una marca, pero nada más que eso.

Antes de sentir el dolor me la arranqué la flecha dejando la “herida” (Si así se le podía llamar) abierta.
Tara intentó preparar otra flecha, pero Gabri se puso delante y exclamó :

-¡Espera! Puedo saber que te sucede.. ¿Por qué te comportas de esa manera?

-¡Sal de mi camino! Debo aniquilar a ese demonio cuaste lo que cueste

-¿Y que te ha hecho él?

Tara calló, no dijo nada y bajo el arco iracunda. Gabri comenzo a dar unas palabras :

-Por pura intuición puedo deducir que... todos buscamos a ese brujo malvado.
El es despiadado, y hace poco que ataca estas tierras y solo estas.
Debemos detenerlo, eso es obvio... y..

-Una pregunta Gabri - Interrumpió Ilse - ¿Cómo sabemos que dices la verdad?

-Fui tu fiel corcél, ¿No es verdad? Puedes confiar en mí.

Gabri e Ilse comenzaron a marcharse. A regañadientes quise seguirlo, ya que en parte era mi amigo.

Tara, ya lejos, pudo observarnos partir hacia donde supuestamente se encontraba el brujo. Se quedó allí hasta que no pudo vernos más y se fue hacia alguna dirección desconocida.

Solo empezaba ....

Continuará

Spoiler:

Capítulo 9: Alguien de importancia
Comencé a pensar en lo sucedido el fuego dorado, había sido utilizado.
Por lo cual ya no había manera devolver a la normalidad mi cuerpo… bueno, daba igual, no me molestaba en lo absoluto ahora.

Lo que me causa más curiosidad es Gabri, el cual volvió de la forma de un caballo negro. Venía de un extraño desierto de otro continente, y vestía ropas lujosas y extravagantes.

-Hu… Gabri… ¿Puedo preguntarte algo?

-Por supuesto, lo que quieras compañero. Estoy deseoso de resolver tus dudas sobre lo que te interese

-¿De dónde eres y de dónde vienes exactamente?

-¿Quieres saber eso? Pues, verás... es algo largo….
Hace mucho, bastante tiempo, mi madre me contó una historia, sobre un tirano y como sus ambiciones destruyeron nuestra reputación. En ese entonces no entendía mucho sobre aquellas palabras, pero ahora comprendo todo.
Gabri mostró una débil sonrisa, y continuó su relato
Cuando aquel tirano murió, un predecesor existiría y lo reemplazaría alrededor de unos 100 años. Y aunque tal raza se hubiera marchado a causa de la vergüenza, la tradición aún persiste por más lejos que este el hogar.

-No lo entiendo del todo… ¿Quieres decir que ese predecesor es amigo tuyo?
-Lo que quiero decir es que...
Ilse nos interrumpió. De tanto charlas habíamos llegado a una extraña pradera, dónde se podía apreciar un débil camino de tierra que conducía directamente hacia el pantano, según indicaba una señal que había allí puesta.

Gabri se adelantó, y dijo casi susurrando:
-Aún está muy lejos aquel brujo, pasando esta pradera llegaremos al pantano y más tarde al gran río clariazul. Después de eso vendrá el camino subterráneo y desde allí un buen trazo hasta su guarida.

-¿Y cómo es que sabes tanto de esta zona? – Ilse interrumpió

Acostumbro a llevar mapas de todos los lugares que visito, para encontrar siempre la manera de volver a mi hogar.

Comenzó el anochecer, acompañado de unas cuantas estrellas.
Mientras Ilse descansaba, me animé a preguntarle algunas cosas más a Gabri:

-¿Qué es lo que tanto miras? Solo son las estrellas…

-Gracias a ellas puedo saber si estamos al sur o al norte. Justo ahora nos encontramos en medio del punto cardinal…
-Interesante… volviendo al tema, aún no me cuenta mucho sobre tu amigo el predecesor
-En mi raza no hay más que un varón cada 100 años, creo que te estás confundiendo – Gabri suelta una risa, pero Estalt no logra entender el por qué
-Sigo sin entenderlo… ¿Acaso tu eres el predecesor?
-Exactamente…
-¿Exactamente qué cosa?
-Que yo soy el predecesor…

-¿Huh?

-¡Que yo soy el predecesor! ¡Yo soy el príncipe Gerudo! ¿Es que no logras entenderlo?- Gabri alzo tanto la voz, que las aves echaron a volar.

Yo había oído cosas sobre los Gerudo, pero nunca pensé encontrarme con su príncipe-.¿De verdad aparecían cada 100 años? Entonces mi suerte era más que suficiente.
Mientras pensaba, Gabri calló, se quedó en una pose petrificada durante un buen rato y repentinamente alzó la cabeza, volviendo a mirar las estrellas:

-Si llego a hablar más sobre mi procedencia, seguramente todo Hyurle intentara aniquilarme por mis antepasados, algo realmente horrible.
Pero es hora de descansar, un largo viaje nos espera y sin energías no podremos avanzar.

Después de decir eso dejó de mirar las estrellas y se puso a descansar. Yo no hice lo mismo, seguí mirando las estrellas intentando descifrar esos puntos cardinales de los cuales me habló, ya que aún no entendía el concepto.


Ilse había despertado al escuchar la charla.
Ella ya sabía que su hermano la odiaba en cierta forma, no le había ayudado a escapar de aquel monstruo oscuro. Pero eso se podía arreglar, lo que más importaba es que ambos estaban vivos.
Quiso acercarse a él, pero este hizo un claro signo derechazo y le dio la espalda, prácticamente como un crío enojado.

“Que inmadurez” – Pensó ella. Lo que más quería era arreglar esta situación para seguir el viaje tranquilamente. Intentó disculparse pero su hermano seguía dándole la espalda, sin decir ni una sola palabra.

Tanto alboroto también despertó a Gabri, el cuál, somnoliento y bostezando dijo:
-¿Sucede algo entre ustedes dos? No paran de hacer ruido sobre disculpas y cosas así

-Estalt, por favor acepta mis disculpas. No sabes en verdad, no podía hacer nada.

Este dio la vuelta, y mirando hacia un lado, con los brazos cruzados, dijo amargamente:
-Está bien… pero no quiero que sigas hablándome así

A Ilse le brillaron los ojos, y abrazó a su hermano.
Gabri, interrumpiendo el momento, exclamó :

-¡Ahora lo recuerdo! ¡Vari puede ayudarnos!

Ambos nos preguntamos que era Vira, pero no nos molestamos en preguntarlo, esperaríamos a ver lo que era con nuestros propios ojos..
Gabri sacó una pequeña y reseca flautilla de madera.
Toco una extraña sonata, después de un breve silencio, una sombra en el cielo soltó un rugido feroz.

-¡Les presento a Vari, ave del ocaso!

-¿En que nos ayudará? ¿Explorará el lugar?

-Al contrario, nos llevará, aunque será algo lenta, vamos, todos suban



Era obvio que el viaje sería más largo, en cierta forma todo iba bien... pero ¿Por cuanto tiempo?

Spoiler:

Capítulo 10: Desvíos

Gabri, totalmente aburrido, frunció el ceño.
Recogió un palo y golpeó la cabeza de Vari, gritando:

-¿Dónde nos estás llevando, ave? Esta dirección es errónea

El ave le miró y gruño un poco. Gabri, paralizado, dio la vuelta y dijo:

-Bueno… en primer lugar nunca le dijimos que nos llevara dónde el brujo, y nos desviamos del camino… Y como se nos acabaron las provisiones creo que debemos bajar y pasar unos cuantos días dónde sea que estemos. Tonterías mías jeje…

Nos miramos confundidos, Ni siquiera a mí me pareció gracioso el habernos perdido. Gabri comenzó a sacar una gran cantidad de mapas, y con una pluma entintada comenzó a marcar caminos y rutas extrañas mientras el ave Vari descendía.

Habíamos parado a orillas de un lago, y mientras Ilse recogía provisiones, yo y Gabri mirábamos los mapas. De vez en cuando se los mostraba a Vari y esta ave negaba con la cabeza.

-Entonces no es por esta región… ¿Dices que tampoco es por el lago Zimeia?

El ave negó con la cabeza mientras seguía descansando.


-Y… Estalt…

-¿Qué cosa?

-Pues aún no me cuentas mucho sobre ti, ¿De dónde provienes

-De un pequeño pueblo cerca de la ciudadela, no lo visito hace mucho. En realidad ya ni sé por dónde quedaba exactamente

-¿Y qué sucedió con tus padres? Nunca hablas de ellos y tal vez te estén extrañando allí

-No lo creo. De todas formas detesto a esos dos y quiero cambiar de tema ya – Diciendo esto crucé los brazos y mire hacia un lado


-Bien… ¿Y sobre que más quieres hablar? – Gabri dijo esto entregándole otro mapa a Vari, y esta negó con la cabeza

-Hum… ¿Pudiste ver bien a ese brujo del que hablas? Es que me parece algo ficticio, en realidad no creo que exista… ¿No habrá sido parte de tu imaginación? Ji ji…

Gabri tragó saliva y miro a Vari. El ave asintió con la cabeza y tomo vuelo en dirección hacia el bosque dónde Ilse buscaba provisiones.
De pronto, el joven príncipe Gerudo se levantó y tomo el bastón que había traído. Lo levantó en el aire, y dijo con una voz débil y seria:

-Creo que el show ha acabado – Y al decir aquello asesto el golpe.


Más tarde, el Ave Vari sobrevolaba el inmenso mar, el cuál separaba un continente de otro. En ella, Gabri pensaba sobre lo sucedido:

“Ellos me empezaban a caer bien, pero tuvieron que dudar de mis palabras. Ahora tengo dos nuevos esclavos como recompensa. Eso igualmente les pasa por tratarme como un caballo idiota…” – Mientras pensaba miraba a dos jóvenes sujetos al ave con unas lianas y cuerdas malgastadas. Habían caído, y lo que más le sorprendía es que fueran tan ingenuos.

Los llevaría a su pequeño reino ubicado en el desierto. Aunque les había mentido, tampoco lo hizo en todo, por supuesto que era el príncipe Gerudo.
Algo que destacaba es que no había llegado a Hyurle por motivos comerciales o de capturar gente. Uno de sus objetos que traía consigo, era el que le permitía cambiar de forma a cualquier animal existente, y así poder explorar aquel territorio por cosas de valor.

El pueblo Gerudo, más que conquistar tierras o participar en guerras, era experto en el hurto de objetos, para así ganar riquezas importantes.

Todo aquello sobre el fuego dorado y la maldición de caballo, no fueron más que un sucio truco. Aquel elemento mágico ahora estaba en sus manos y seguro valdría bastante.


-¡Anda, despierten!

Logre despertarme. Estaba siendo observado por dos mujeres de extraños trajes, a través de una celda. Había un calor agobiante, que casi no podía soportar

-Ojalá que este muñeco de madera tenga un buen precio, ¿Verdad, Nesui? Parece como si estuviera vivo

-No creo que debamos venderlo, nos meteríamos en problemas. Vamos a descansar, esto es solo asunto del rey Gabri, sus rehenes.

“¡¿Rehenes había dicho!?” – Gabri, al parecer había estado mintiendo.

Me levanté, y pude ver a mi hermana en un rincón. Al despertarla ella pudo darse cuenta también de nuestra situación actual.
No pudimos entender mucho hasta que vimos por una pequeña y alta ventanilla hacia el exterior. Se trataba de un extenso desierto, y dónde estábamos era una enorme fortaleza de roca.
Nos habían traicionado, ahora estábamos más que perdidos y sin esperanzas de nada.
Mientras pensaba, otra voz nos Interrumpió. Se trataba de otra persona atrapada, en la celda de en frente. Era un hombre de unos treinta años de edad, aunque aparentaba más, y estaba totalmente desprolijo:

-Hey… ustedes niños… ¿Pueden escucharme?

Asentimos con cautela

-Escúchenme bien. Eh oído que el príncipe Gabri los convocará en unas horas, no sé dónde ni para qué. Lo único que sé es que será una oportunidad para escapar.
Una guardia, de un extraño cabello marrón y un traje plateado tiene las llaves de todas las celdas. Su nombre es Tamira y se encuentra a entradas del palacio haciendo guardia permanente por dos días. Quítenle las llaves para que todos aquí podamos escapar.

-¿Y cómo es que haremos eso? En primer lugar ni siquiera tenemos armas – Ilse respondió casi desafiando

-Además…de que Gabri seguramente no trama nada bueno, tal vez nos mate o algo así – Di un suspiro de decepción, pensando en que tramaría alguien como él

El extraño hombre volvió a la oscuridad de su celda, y no volvió a hablar más.
Mientras, unas pisadas se oyeron fuera. Se trataba de esa Gerudo, Tamira, la cual abrió nuestra celda y dijo seriamente:

-El príncipe Gabri los ha llamado. Síganme hasta afueras del lugar, dónde los espera.

Obedecimos las órdenes ya que no había más opción, y Tamira nos llevó fuera de la “cárcel”. Allí había una especie de plaza rodeada de varias Gerudo, custodiando la fortaleza.
Seguimos un camino de rocas mientras todas las Gerudo nos observaban. Comentando variedad de cosas como que teníamos de especial para que aún no hubiéramos sido vendidos como esclavos.

Continuando por el camino, un gran portón se abrió hacia fuera, y se pudo ver el inmenso desierto. Fuera, había una carreta tirada por unos caballos, y en ella estaba Gabri.
Nos obligaron a subir a la carreta y nos dejaron a solas.

-¡Con que por fin han llegado! – Dijo Gabri sin mostrar expresión alguna

-Gabri…eres un… - Ilse iba a decir algo más, pero fue interrumpida por Gabri

-¡Calma! Solo piénsalo, si vas a quedarte aquí durante el resto de tu vida, ¿No deseas conocer mejor el lugar? Vamos, hagamos un paseo querida, te mostraré mi extenso reino – Y dicho esto echó a andar los caballos, hacia otro camino rodeando la fortaleza.

-Pues como verán esta es la fortaleza, un lugar prácticamente único que oculta la verdadera cara de nuestra civilización. Es dónde se encuentran nuestras mayores riquezas y mi palacio, por supuesto. – Después de decir eso, dimos vuelta a la fortaleza. Lo que vimos no fue esperado. Era una ciudadela, dónde había millares de comerciantes.

Nadie nos prestaba real atención, estaban muy ocupados con sus negocios.
Al parecer en este continente, la capital Gerudo tenía gran importancia.

-Y como verán, esta es la ciudadela. Nuestras riquezas nos han permitido tener un vasto territorio y mantenerlo a la vez.

Continuamos por el camino y salimos de la ciudadela. Allí habían pequeños poblados, continuando, había un camino que llevaba de vuelta a la fortaleza. Allí Gabri habló nuevamente:

-Y se acabaron las amabilidades. Tamira, llévalos de vuelta a su celda.

-Por supuesto.

Nos devolvieron a la celda. Nosotros, sin entender mucho aún que pasaba, decidimos descansar. Mañana sería un largo día…


Continuará


Spoiler:

Capítulo 11 : Extrañas cosas

-¡Vengan! Aprecien este único instrumento volador.
Yo lo llamo, Globo aerostático de metal. Es capaz de volar de un continente a otro sin descanso, y también sirve como arma de ataque por su imponente estructura, y lo mejor, ¡Solo a unas económicas 10000 rupias!

Los murmullos de la gente en el mercado se escuchaban fuertemente, cosas como “¿Está bromeando?” o “ ¿Qué no sabe que volver un globo aerostático de metal no lo hará mejor?
Y al decir esto, la gente se alejó del vendedor, dejándolo sin comprador.

-¡Uyy! Ya es el sexto mercado dónde eh querido vender mi creación – Diciendo esto, dio una mirada a la fortaleza Gerudo - ¡Qué envidia siento de ese príncipe, que gana tantas riquezas y las esconde en su palacio! ¡ Además de que siempre está rodeado de mujeres, que granuja!

-“Debo encontrar la forma de robarle todo lo que tiene” – Mientras pensaba, miró su globo aerostático, de tamaños colosales, hecho para atacar y volar a la vez. – Creo que tendré una laaarga noche, jejeje.- Y dicho aquello, comenzó a preparar su creación.


Tamira, estaba vigilando a los reos. Ya habían pasado dos días... en los que no veíamos a nadie más que a las guardias rondar y al hombre de enfrente delirar un poco.
Si pudiera salir… le haría pagar a Gabri todo lo que hizo. Al fin y al cabo no era más que un ladrón malvado y traicionero. O eso era lo que creía, de todas maneras seguía sin creer lo que paso.

En cambio, Ilse parecía decepcionada, pero realmente no importaba lo que sucedía, el destino estaba….- Mientras pensaba, un gran estruendo se oyó fuera, y se escuchó un fuerte derrumbe.
Tamira, quién estaba distraída con las llaves, quiso salir dejando caer estas.

-Las llaves…¡Son las llaves! – Aquel hombre de la celda de enfrente intentó alcanzarlas, pero Ilse se adelantó y abrió la puerta, liberándonos.
Escapamos, y al salir pudimos ver el espectáculo.
Una gran bola de metal se había estrellado en el palacio.
Fuera del lugar estaba Gabri, acompañado de unas cuantas Gerudo. Se veía furioso.
También pude ver que sacaban a un hombre entre la bola de metal, y de inmediato se lo llevaron a no sé dónde para alguna sentencia.

Pero no nos importaba, nos largamos fuera de la fortaleza. El inmenso desierto se presentó.

-Creo que habrá que ir a la ciudadela – Y dicho esto comenzamos a seguir el camino



Continuamos por el camino, deseosos de ver la ciudad, y también cautelosos para no ser atrapados, ya que tarde o temprano sabrían de nuestra ausencia.
Nunca habíamos visto cosas tan extrañas, curiosas partes de vehículos, ruedas de acero, extraños amuletos y adornos de vidrio. Armas extrañas, medicinas y una extraña estructura en casas y caminos.
También había un mapa del complejo enseñado en la plaza principal. Todo resultaba ser tan o más grande que la ciudadela de Hyurle.

Cegados en el interés, logramos ver un puesto de mascotas, dónde había cantidad de animalejos extraños, Guays, Keeses, Dodongos… Pero lo que más nos llamó la atención fue un hada en una botella, a un precio bastante extraño, solo 5 rupias.

-¡Que descaro! Estalt, debemos ayudar a esa hada, ¿Tienes alguna idea para ganar dinero?

-Podrías pedir a alguna persona, o ganarlo con un trabajo...

No pude hablar más. Mi hermana asombrada, vió como cinco rupias aparecieron en el suelo casi por arte de magia, y rápidamente las recogimos y fuimos directo hacia el vendedor.

Este, al vernos, habló :

-¿Que se les ofrece, muchachos? Tengo todo tipo de animales que...

-Queremos esa hada - Dijo Ilse señalando la botella

-¿Huh? ¿Esta hada? No te la recomiendo, tiene muy mal carácter...

-Da igual, dámela

El hombre se frotó la nuca, dió un suspiro y nos entrego la botella con el hada, recibiendo nuestro dinero.
Al recibir al hada, nos dirigimos a un lugar "seguro", un sótno abierto en una casa. Allí liberamos al hada, la cuál tenía un intenso color verde, y lo primero que dijimos fue :

-¿Cuál es tu nombre?

Hubo silencio, aquella hada comenzó a dar vueltas por el lugar y fijó la vista en mí :

-¿Acaso eres un muñeco de madera ¿¡Acaso un muñeco de madera me compró para que sea su mascota?!

Luego fijó la vista en Ilse :

- ¿Y quién eres tu? Te vez muy mal, ¿Que estás tramando? ¿Cuál es tu nombre?

-Hmm, dime primero el tuyo - Respondió

-¡Que quisquillosa! Pues permíteme presentarme.
Soy Mide, y ayer ese.. asquerozo cazador de mascotas me atrapócon una botella...¡Una botella!
A un hada tan delicada como yo no se le debe tratar así.. pero por suerte le saqué los estribos un rato jeje...

Nos quedamos callados, era alguien realmente muy extraña

______________________________________________________


En la fortaleza, una anarquía reinaba el lugar.
Dos rehenes habían desaparecido, y la mitad del palacio estaba hecho trizas.
Las órdenes del príncipe Gabri fueron claras, buscar a los rehenes, reparar el palacio y ejecutar a los culpables, osea, Tamira y el loco del globo aerostático.

Pensaba "Debo encontrar a esos dos y reparar mi palacio... No los ejecutaré a esos, claro que no, pero debo darles una buena charla"

Dió unas cuantas vueltas en círculo y se puso a admirar aquel elemento que había robado hace unos días, el fuego dorado que aún permanecía en sus manos.

________________________________________________________

-Esta bien, los acompañaré en su viaje, pero no esperen nada de mí
¡Solamente odio este desierto, y una flor delicada como yo no puede salir de él sola! - Mide reclamaba mientrasnos movíamos.
Era imposible salir ahora y nadar kilómetros en el mar sin saber ni tener nada, por lo cuál la capital era nuestra vida por ahora.. y....

-¡Alto allí, ustedes dos, rehenes! - Unas Gerudo se abalanzaron contra nosotros a gran velocidad. Nos habían atrapado, otra vez... y no sabíamos que tramaría Gabri ahora..

Continuará

_________________________

U_u Denme sus opiniones, hace tiempo que quise hacer un fanfic de TLoZ, no me pude contener y aquí lo tienen. Esto ocurre en la línea temporal en la que el héroe tiene éxito pero no es tradición ni leyenda, como se ve Aquí



Última edición por Xhaps [DCF] el Jue 17 Ene - 14:00, editado 18 veces

Volver arriba Ir abajo


Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Koe el Vie 17 Feb - 11:26

very godd

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Vie 17 Feb - 14:34

Muchas gracias a ambos Smile .

Capítulo 8 - Actualizado

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Totoi el Sáb 18 Feb - 10:27

acabe d eleer el fanfic.

Impresionante,nada mas.

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Sáb 18 Feb - 14:40

Muchas gracias ! ^^

Capítulo 9 Actualizado

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Totoi el Sáb 18 Feb - 15:32

Xhaps [DCF] escribió:Muchas gracias ! ^^

Capítulo 9 Actualizado

lei el cap 9.

cada vez me cuesta mas entender debido a mis meros conocimientos sobre zelda.

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Dragon_Soul el Sáb 18 Feb - 15:55

Wow, Gerudo! x3 hasta ahora la historia va genial Very Happy

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por ShinyZweilous CS [DCF] el Sáb 18 Feb - 17:12

Aunque no se nada de Zelda (lo poco que pase del Twilight fue por pura suerte) me parece interesante. Smile

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Dom 19 Feb - 7:40

¡¡ Gracias !! Esta historia ocurre cerca de unos 100 años después de TP

Actualizando Cap 10....

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Totoi el Dom 19 Feb - 7:50

Xhaps [DCF] escribió:¡¡ Gracias !! Esta historia ocurre cerca de unos 100 años después de TP

Actualizando Cap 10....

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Dom 19 Feb - 22:06

Capítulo 10 -- Actualizado

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Totoi el Lun 20 Feb - 4:06

Xhaps [DCF] escribió:Capítulo 10 -- Actualizado

bu..bueno...10 estrellas xD.

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Lun 20 Feb - 20:39

Capítulo 11 - Actualizado

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Mar 21 Feb - 18:02

Nuevo capítulo, 12. El mensaje era tan largo que debo ahora continuar en los mensajes, ojalá no sea una moestia

Capítulo 12 ::

Capítulo 12 : Acciones inesperadas
Nos llevaron a la fortaleza, dónde aún reinaba el caos por la destrucción del palacio, reparándolo y al mismo tempo extrayendo la gran bola de metal que se había estrellado.

Lo único que pude hacer fue pensar, como siempre
¿Pero esto era un juego o qué? ¡Si nos hubieran querido acabar, ya lo hubieran hecho!
No teníamos mucho en especial, parecíamos animales enjaulados que escapaban y volvían como si nada hubiera sucedido. Gabri nos había agarrado cariño o algo así para mantenernos con vida.

-¿Dices que esto es una fortaleza, Ilse? ¡Pero si ni es la gran cosa! No parece un lugar muy elaborado, por favor… ¿Y la decoración? Ni el palacio se salva de ser horrendo, y mira, ¿Quiénes son esas? No saben cuidar su piel…y además..

-¡Silencio! Nos meterás en problemas – Alegó Ilse, la cual estaba descansando junto a la pared de la celda.

Yo, en silencio, seguía pensando en que sucedía algo. También pude ver al loco de la celda de enfrente, mirando seriamente al hada, tramando algo:

-Esa hada… puede ayudarnos a escapar… robando las llaves…

Mide se asombró de que le llamaran la atención

-¿Yo? ¿Hacer algo como eso? ¡Pero ni siquiera sé dónde tienen las llaves! Y no me digas que sabes dónde están, no te hagas el sabelotodo…

-Las llaves están siendo custodiadas en la habitación central del palacio, dónde se encuentran todas las riquezas transportadas del sector que se derrumbó. Te será fácil llegar con ese tamaño, pequeña hada…

Mide se quedó en blanco, miró a todos varias veces y suspiró :

-Bieeeen… lo haré, solamente porque no puedo permitirme estar sola – Dicho esto salió de las celdas para dirigirse al palacio.

________________________________________________________________

“Pasando entre los guardias… pasando los pasillos… robar la llave de aquel escondrijo...¡Hu! Es una canción genial…. Creo que la cantaré por el resto del camino.

Mientras yo, Mide, pensaba en mi espectacular canción, pude ver la inmensa destrucción a un costado del palacio. ¡Quién diría que fue una bola de metal voladora la cuál causo tal cosa!
Algunas Gerudo transportaban oro desde los escombros, joyas, esculturas, solo riquezas sin parar, nunca había visto tantos tesoros.
Pero seguí buscando la llave, la cual no tenía la más mínima idea de su apariencia. ¡Qué complicada estaba la situación! No podía ver nada estando tan alto para que no supieran de mi presencia

Pude ver que las riquezas las estaban reuniendo en la habitación central, como dijo aquel hombre loco y feo, pero ninguna llave de carcel hecha de metal apareció frente a mis ojos.

También pude ver, a un rincón de las demás riquezas y junto a un pilar, una botella con un extraño resplandor dorado. Me acerqué cautelosamente a esta y pude ver fuego en su interior, un voraz fuego color dorado, desprendiendo un calor acogedor diferente a los rayos de sol. ¡Era precioso magnífico! Quería llevármelo, no podía quedarme sin él.



Intenté tomar la botella, pero era muy pesada para mí.
Hice otro y otro intento, pero nada sucedía, solo logre agobiarme. Pero un último intento no costaba nada

-¡Pondré todas mis fuerzas ahora, debo llevarme este tesoro!

Justo al intentarlo, sentí un tirón en mis alas, que me levantó a mí y a la botella fácilmente.
Gire la vista y pude ver a un extraño chico, de aproximadamente diez años con extrañas vestimentas y un parche en el ojo derecho, que exclamó sorprendido:

-¡Con que un hada! Nunca pensé que mis queridos “amigos” cayeran tan bajo como para enviar a un ser tan insignificante como tú para hurtar el fuego dorado…

¿Fuego dorado? Un dato interesante, con que así se llamaba. Pero pude ver que en su cinturon colgaba una muy extraña llave, al parecer la que pertenecía a las celdas. No lo dudé y me zafé de su mano, dañando un poco mi ala, e ignorando el dolor me llevé la preciada llave volando rápidamente.

Debía apresurarme, aquel extraño muchacho seguramente me seguiría con lasguardias.
Salí por los pasillos, evite a las guardias y fuí hacia aquella prisión.


___________________________________________________________

Mide había vuelto bastante furiosa, y le dio las llaves a Ilse.

-¡¡¡¡Más vale que me lo agradezcan de por vida, MIS PRECIOSAS ALAS ESTÁN LASTIMADAS!!!!

Mientras el hada daba vueltas histérica, Ilse abrió la celda, y por pura casualidad también la del viejo loco de enfrente, que nos había ayudado bastante.
Abrimos el gran portón de madera, pero ya era algo tarde.
Gabri había llegado, mostrando una pícara sonrisa, al parecer sin llamar guardias, con una extraña botella que destellaba poder.

-Otra vez quieren escapar. Y puedo ver que precisamente el hada que vi era suya...aquella ladrona.
Lástima, aun así no obtendrán este valioso elemento que les robé, jeje...

Gabri se apartó de la salida, aun sosteniendo la botella, que al parecer contenía el fuego dorado, el cuál precisamente necesitaba para volver a ser yo mismo.
Extrañamente, sus engaños fueron muy sutiles… especialmente por lo del caballo que aún no lograbamos entender

-¡Vamos! Escapen, no me molesta en lo absoluto. Solo jugué con ustedes un poco y fue divertido. Pero no soy tan cruel, solo quiero el fuego dorado…una reliquia valiosa creada por sabios ¿Verdad?

-Nos dejaste en un continente desconocido, ¿Y quieres que escapemos como si nada? –Hablando desafiante, Ilse no se movió de dónde estaba

Gabri suspiro, abrió los ojos y nos miró de una forma algo amable y distinta, respondiendo :

-Nos volveremos a encontrar, no lo duden, porque ustedes buscarán esto, y tal vez yo quiera jugar un poco más con ustedes, solo que mostrando mis verdaderas habilidades.
Tomen este mapa del continente, los ayudará a guiarse, pero estando tan lejos no podrán volver a Hyurle ni lo sueñen.

Dicho esto, entrego el mapa en manos de Ilse, y se fue hacia el palacio dejándonos sin palabras
Algo más lejos, gritó :

-¡Los estaré esperando! ¡Y confío que todos estén preparados para lo que viene! – Y se desvaneció de nuestra vista la última vez que lo veríamos en mucho tiempo...

Sin palabras, aquel hombre loco, señaló en el mapa :

-Deberíamos ira Galon, mi ciudad que se encuentra entre las montañas, por aquí. Allí puedo ayudarlos por haberme liberado de las Gerudo, je je

-Antes que nada, ¿Cuál es tu nombre? – Dije sin confiar demasiado en sus palabras

-Soy Usert, y dirijo un dojo de entrenamiento en armas

-¿¿Armas?? ¿Pelearemos contra ese chico? ¡ Que arriesgado y emocionante a la vez! - Exclamó Mide, olvidando por completo el asunto de sus alas

Yo y mi hermana nos miramos desconcertados.
Bueno, ya era hora de salir de este repulsivo desierto. Subimos a unos caballos que estaban atados al lado de la prisión, y emprendimos nuestro viaje por el camino indicado.

¿Que nos esperaría en el viaje? Nadie lo sabía...

Continuará

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Jue 23 Feb - 21:39

Capítulo actualizado, nro 13
Capítulo 13:

Capítulo 13 : Un alborotado trayecto

Mide descansaba plácidamente sobre el lomo del caballo, mientras el calor sofocante la lograba despertar, trayendo consigo su loca actitud y palabrerías sin sentido :

-¿Eh? ¿Logramos escapar? ¿Por qué ese tal chico de nombre ridículo fue tan cordial? Recuerdo que debíamos pelear … ¿Por dónde vamos?

-No hemos avanzado nada, los caballos están agotados desde la noche y las dunas no nos dejan avanzar – Dijo Ilse agitando su mano para refrescar un poco su cara y con la otra sosteniendo el mapa entregado

-Ese chico raro parecía que solo te prestaba atención a ti, uh…¿Por qué te presta atención? Déjame pensarlo… Déjame… - Recibió un pequeño toque de Usert, que para ella fue un empujón

-¡Ey!, Porque hiciste es…– Vio a Ilse apuntando hacia el horizonte, dónde una nube de tierra se levantaba. Advirtió a los demás de lo que sucedía mientras la nube crecía, y una silueta apareció en esta, moviéndose a gran velocidad.

Cada vez que se acercaba, la tensión crecía … ¿Sería una trampa, una emboscada? De algo estaban seguros, Mide no se lo tomaba en serio, y emprendió vuelo hacia la silueta sin que nadie quisiera detenerla.

Aquella figura siguió avanzando, y pudo ver que se trataba de alguien a caballo, este animal parecía a punto de decaer, y lo hizo. Tropezó en la reseca tierra, y su jinete cayó también de una forma violenta y peligrosa.

Nos acercamos con cautela para poder ver que aquella persona no era nada más y nada menos que una Gerudo, pero sin compañía alguna. Vestía un traje plateado y tenía un cabello marrón,.
Nos sorprendimos de que empezara a levantarse, sujetando su hombro derecho, que sangraba, y exclamó :

-Por las diosas, nunca pensé encontrarme en esta situación – Dijo esto acompañada de una pequeña risilla . Se trataba de Tamira




________________________________________________________________


La joven Gerudo se había salvado por un pelo de su ejecución, pero pagó el grave precio de salir herida gravemente en su hombro izquierdo. Su caballo estaba moribundo, agotado de tanto escapar, por lo cual no había muchas esperanzas bajo el implacable desierto, excepto por aquel grupo.

Se sentía ofendida de que sus prisioneros fueran quienes la salvaran, aquellos que lograron escapar con las llaves qué dejó.
Pero no guardaba rencor alguno, fue estupidez suya y nada más claro que eso. Incluso pretendía acompañarlos mientras se recuperaba aprovechando la amabilidad. Cuando la noche comenzó a caer y cada uno estaba agotado intentando dormir, comenzó a charlar.

-Oigan, ¿Sabías que el tal príncipe Gabri, en realidad no se llama así?

-No bromees – Respondió Mide, la única con energías para seguir sus palabras - ¡Y llegue a creer que en realidad tenía un nombre tan feo!

-Su nombre real es… Gebriath. Pero le pareció anticuado desde que tuvo conciencia y ordeno que todos lo llamaran como ahora sin rechistar, incluidos los viajeros de otras regiones y continentes – La joven Gerudo soltó una débil risa y continuó – Si me viera decir esto estaría en graves problemas, pero no me molesta, ya escapé una vez y puedo volver a hacerlo.

-¿Cómo es que escapaste? – Mide no emitía ningún movimiento con tal de interrumpir los relatos de Tamira, mucho mejor que la aburrida historia del muñeco de madera y su pasado.

-Pues lo primero que debo decirte es que fue muy fácil esquivar la fusilación de flechas que me hicieron, aunque una me dio en el hombro me lo atravesó como vez.

Al ver que no pudieron hacerme daño, empezó un combate cercano, dónde casi me acorralan, de no ser porque me llevaron justo al lado del muro que escale con gracia.
Me dirigí a la pequeña población de habitantes perseguida por una horda de guerreras furiosas, golpeé al vendedor de caballos, entré a su establo y me llevé uno, dejándolas atrás. No suena muy impresionante pero la verdad me asusté en ese momento como nunca antes en mi vida…

-Impresionante, ¡Mucho mejor que todas las historias que me han contado en mi corta vida!

-¿De verdad? Lo dudo je je.
Decían que irían a las montañas, ¿No es verdad? Pues están cerca – Dijo señalando el mapa que recién sacó de las manos de Ilse –
El único problema es que no podrán subirlas fácilmente, y los caminos de tierra no son muy resistentes con los últimos derrumbes en esa zona. Tendrán que encontrar alguna forma de volar y cruzarlas sin problemas.

Mide se quedó boquiabierta, miró el mapa, luego a los ojos de Tamira, al mapa, a los ojos, y dijo :

-¿¡Que haremos entonces?! ¡La ciudad de ese viejo raro se encuentra justo en medio de las montañas y no creía que sería tan complicado! – Gritó, despertando a Usert.

-¿Escuche algo sobre mi ciudad? Uh…

-Oye tu…hombre raro de la prisión…¿Cómo es que llegaremos a las montañas sin caminos habilitados o algo así? No lo pensaste, ¿Verdad?

Usert tomó el mapa y comenzó a examinarlo detalladamente. ¿Sería que su vista fallaba aquella noche en la cual escaparon? Ningún camino dirigía a su pueblo como recordaba hace algunos años.

Suspiró y dijo firmemente sin dejar de sostener el mapa :

-Si no podemos ir a mi pueblo, la única opción que nos queda es tomar el camino del oeste, pasando por la arboleada Terra, y continuar hacia la ciudad de Noet Trap Grap, cerca de la costa, dónde podremos hasta contratar gente para nuestro trabajo… Y nadie puede negarlo, es una ciudad espléndida y desarrollada como para ser una pesquería – Afirmó aquel hombre

-Pues si no hay más opción, partiremos mañana- Dijo Tamira, apagando el fuego de la antorcha en medio de la noche.

-Y yo que quería escuchar más historias – Exclamó Mide, con un espíritu infantil, como el de un niño yéndose a dormir después de los cuentos de su madre.

____________________________________________________________________________

Gabri se encontraba fuera del palacio, mirando las estrellas como de costumbre. De vez en cuando contemplaba el fuego dorado. Suspiró y dijo tranquilamente :

-Aunque intenten lo que sea, no podrán, ganarme ni en sueños…Esto es aburrido…
Debería plantearme jugar mejor. Ahora que lo pienso…¿De qué me sirve tener este fuego dorado? Es demasiado valioso para ser vendido… Y para mis queridos “amigos” es muy importante y no quiero ser cruel…

Gabri recordó el relato de Estalt antes de haberles robado el elemento, y como si una ampolleta se le hubiera encendido en la cabeza, dijo en voz alta :

-¡Sencillamente genial! Encontraré aquella mano que había transportado a Estalt hacia su transformación – Dicho esto, llamó a la fiel ave Vari, y emprendió vuelo hacia el continente del reino Hyurle. “Pan comido” Volvió a pensar


Continuará

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por The _Master el Vie 24 Feb - 20:38

He de decir que tus historias son esplendidas y muy cools,y el argumento parece una historia de Zelda real,suerte y sigue asi Wink

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Xhaps el Sáb 25 Feb - 20:33

Capítulo actualizado, 14

Capítulo 14:
Capítulo 14: Un verdadero problema

Gabri pudo ver que el continente de Hyurle estaba cerca, aquel lugar que extrañamente sentía que conocía. Abrió un mapa desgastado, y marco adonde creía que se encontraba Lost Wood, pero solo creía, ya que el mapa no tenía ninguna palabra.
Le mostró el mapa a Vari, y el Ave asintió con la cabeza, dirigiéndose a tal lugar rápidamente.
“Veamos… encontrare aquella extraña mano, la capturaré con una soga y la llevaré enfrente de ellos, si me entretienen bastante creo que podría darles el fuego dorado” – Pensó rascándose la barbilla.

-¿Qué dices Vari?
El ave miró a Gabri y asintió, mientras comenzaba a descender bajo las nubes, hacia un bosque cerca de la costa.
Al descender en un pequeño claro, se pudo apreciar que el bosque estaba recubierto de matas de fresas, había tantas que eran incontables, y no se veía para nada lúgubre.
Gabri marcó con una equis ese bosque, y buscó otro en el mapa de esa región.

Mientras que observaba aquel viejo y roto mapa, Gabri pudo notar una presencia cerca.
Giró la cabeza y pudo ver de qué se trataba.
Una jovencilla, que parecía estar recolectando las fresas, lo miraba fijamente sin soltar su cesta ni mostrar ninguna reacción. En vez de atacarla, se le acercó y dijo mostrándole el mapa:

-Oye, ¿Tú sabes por dónde se encuentra Lost Wood? No sé si se trata de este bosque del oeste, o aquel bosque del sur, en una isla…
La joven, con los ojos iluminados, no respondió de inmediato. Parecía sorprendida, Farore sabrá porque.
-Ehem… te estoy hablando – Dijo Gabri, preguntándose qué le sucedía.

-Oh… Es por aquí, cerca de aquella ciudad. No es muy seguro, pero tú te ves lo suficientemente fuerte para adentrarte en él – Dijo con una sutil sonrisa
-Pues gracias por ahorrarme tanto lío – Dijo Gabri, subiendo a su ave y abandonando el lugar rápidamente.

Aquella joven miró como se marchaba y pensó: “Ese chico… parecía un sueño”
Dicho esto, volvió a su hogar, tenía muchas cosas que contarle a la abuela, y a su amigo si es que llegaba a volver.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Gabri había divisado el bosque, que despedía un aura de soledad y misterio que nunca había visto
Al descender, pudo notar que estaba totalmente vacío, excepto por una o dos luciérnagas extrañas que revoloteaban sin rumbo, y por supuesto, los altos y oscuros árboles.
No sabía que seguir exactamente, intentó recordar el relato de Estalt, una mano negra y enorme, muy rápida, fuerte…
“Conozco sobre cosas así, Floormasters, Wallmasters… si se trata de algo tan común y corriente no vale la pena seguir buscando en ese bosque vacío, algo debe tener en especial” – Pensó Gabri, adentrándose aún más en el bosque, sin saber que estaba a punto de ser emboscado.



-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

-Y pues eso fue lo que paso – Dijo Ilse tranquilamente

-¿De verdad fue lo que paso? Nunca había escuchado algo tan gorocurioso… De verdad no puedo creer que vengan del desierto Gerudo

-Ahora nuestro destino es la ciudad Noet Trap Grap – Dijo Tamira, mientras le mostraba el mapa al viajero Goro.

-Pues ya están llegando, ese gorolugar es un centro de comercio bastante prestigioso, muy concurrido. Pasaré allí la noche y después me dirigiré a la ciudad de Naira, dónde estableceré una tienda de goropociones.

Lo que decía aquel Goro era cierto. Se notaba claramente el aire marino, ese familiar olor a pescado y mariscos podridos, tras cruzar el inmenso bosque.
Una extensa ciudad cuidadosamente pavimentada y decorada, dónde la gente transcurría a montones comprando todo tipo de productos alimenticios y otras cosas curiosas e interesantes se presentaban ante sus ojos.

-Bien, lo primero que haremos será ir a la plaza principal de la ciudad, allí se encuentra la mayoría de los lugares de gran importancia que debemos visitar – Dijo seriamente Usert

-¿Debemos seguir tus órdenes? Además, no me digas que entrenaremos ni que cuartos ¡Esta ciudad es magnífica! Descansemos unos días…que no tenemos prisa. –Dijo Mide contemplando cada esquina y callejón.

-Tiene razón, viejo loco, relájate. Yo iré a ver qué cosas suceden por aquí, algunas noticias o algo – Dijo Tamira, e ignorando su herida continuó sola por el lugar.

-Hum, pues… podemos descansar unos días, si es necesario.

Mientras Usert se quedaba explorando la plaza principal, Ilse se puso a contemplar el cielo, y dijo:

-No creo que podamos hacerle contra Gabri, esto solo es un juego… aunque nos esforcemos, jamás podríamos alcanzar grandes poderes... – Suspiró, y me miró fijamente - ¿Tú crees que saldrá algo bueno de esto?

-Ni idea, pero lo que más me gustaría sería una oportunidad de ser fuertes, de poder tener el control sobre las cosas. Esto es demasiado complicado… - Dije suspirando

-¿¡Qué demonios es eso?! ¡Algo cae del cielo! – exclamó Mide, intentando apuntar a la gran figura oscura que descendía en picado cerca de la ciudad.

Aquella figura aterrizó a entradas del bosque, y pocos le vieron venir.
Yo, Mide e Ilse nos dirigimos allí junto a unos cuantos curiosos, los cuales especulaban que podía tratarse de una estrella fugaz, o incluso alguna roca lanzada a través de una catapulta iniciando una guerra intercontinental.

Pero al llegar cerca del bosque, de algo estuvimos todos seguros. No se trataba de una roca o parecido, sino que era una gran ave, de colores marrones y alas plegadas.

-¿Ave Vari? – Dijo Ilse, intentando explicarse el porqué de su aparición

Se trataba del ave Vari, se veía exasperada y nos lanzó una mirada preocupada y honesta, dando a entender que quería que nos acercáramos. Aquellos curiosos que nos acompañaron huyeron asustados, gritando que un demonio alado había aparecido.

-…Que gallinas… – Dije en voz alta

-Qué suerte que ustedes tres sean valientes, “amigos”…

Esa voz....era obvio de quién se trataba.
Gabri se levantó y se acercó a nosotros. No sangraba, pero se veía pálido y débil, a punto de caer por alguna razón.

-Uff. No puedo creer que una simple mano fuera la portadora de un sello de la muerte. Y me da pena decirlo, pero necesito ayuda. – Una sutil sonrisa se dibujó en su rostro, una que nunca se había visto de él

-¿De qué estás hablando, Gebriath? ¡No nos tiendas una trampa! ¡Además de que estás delirando con eso de manos y sellos! - Gritó Mide

-Ignoraré…que me hayas llamado así… pero no estoy bromeando. Estalt e Ilse saben muy bien lo que digo, aquella cosa negra y rápida ¿Recuerdan?
Resulta que esa cosa portaba el sello de la muerte, un hechizo no muy conocido, y ni siquiera acabando con su portador se rompe… Nadie más que Vari y ustedes conocen en continente de Hyurle… lo único que quiero es que acaben con el brujo que lanzó esta maldición, y a cambio del daré el fuego dorado… no es una mala oferta si lo piensan, estoy siendo generoso…

-No nos vengas con mentiras usadas, además, perfectamente puedes usar el fuego dorado para sanarte de aquella maldición ¿Qué estás intentando?

-¿Acaso quieres que lo use? Piensa lo que quieras linda, pero no soy tan egoísta como crees. Además será interesante ver cómo se las arreglan, quiero ver de qué son capaces.

Ilse observó un buen rato aquella expresión extraña, que aunque estuviera cerca de la muerte mantenía cierta alegría.
De improvisto, Tamira apareció a gran velocidad, gritando:

-¿Dónde está ese demonio del que tanto hablan? ¡Quiero acabarlo!

Mientras se acercaba, Gabri le entregó aquel instrumento desgastado de madera a Ilse, y dijo lentamente:

-Llama a Vari cuando lo decidas, pero hazlo rápido.
Dicho esto, se internó en los bosques hasta que su figura desapareció, y el ave se marchó siguiéndolo si hacer el mínimo ruido.
Finalmente, Tamira llegó agotada:

-¿Dónde está el demonio? Aquellos locos dijeron que había uno aquí, ¡Y quiero acabarlo con mis propias manos!

-No hay ni hubo ningún demonio...pero tal vez una oportunidad

Continuará



......................................................................................................



Muchas gracias Smile

Una cosa que decir
Tenía muchas faltas ortográficas y decidí ponerlo en Fanfiction con otro nombre, para los que quieran ver http://www.fanfiction.net/s/7867435/1/Misterios_de_magia_negra

Actualizaré aquí y allí, ustedes prefieran

Volver arriba Ir abajo

Re: Lost Spirit - Fanfic TLoZ

Mensaje por Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.